lunes, junio 26, 2017

Get Adobe Flash player

Horarios

Culto Único

Todos los domingos a las 10:00 horas

 
Escuela Bíblica para Niños

Domingos 10:00 hs.

 
Adolescentes

Recreación: Sábados 18 hs. 

 
Pre-Adolescentes

Recreación: Sábados 18 hs.

 

ENFOCADOS EN LA AGENDA DE DIOS - JUAN 7: 1-13

Autor: Miguel Micolini
Publicado: 06/nov/2016
Categorias: Series de Estudios,Guía para alcanzar la Vida Eterna

This text will be replaced

 

CONTEXTO: Jesús viene de seis meses de ministrar en Galilea, y se acerca la fiesta de los Tabernáculos que convoca a todos los judíos a ir al Templo en Jerusalén. Los hermanos de Jesús, le piden que aproveche este evento para ir y darse a conocer. Jesús, otra vez cuestionado en su identidad.

CITA BIBLICA: SAN JUAN 7: 1-13.

TITULO: Enfocados en la Agenda de Dios.

INTRODUCCION:

Al entrar en este capítulo hemos recorrido el primer tercio del texto de este Evangelio, sin embargo llegamos a los últimos seis meses de vida de Jesús. Ya está sembrada la intención de  crucificarlo entre los líderes religiosos.

Ministrar en Galilea era más seguro, aunque menos populoso y político. Desde el episodio anterior en Pascua, en Marzo- Abril hasta la fiesta de los Tabernáculos han pasado seis meses (Octubre). Curiosamente Juan no menciona los eventos que sucedieron, que conocemos por los otros evangelios. Podemos mencionar, que Jesús hizo milagros, sano enfermos e incluso alimento a “Cuatro mil”. SIN EMBARGO, da detalles de la trastienda, de los eventos previos de su nuevo viaje hacia Jerusalén. Entiende que sus detalles son relevantes, aun más que los pasados seis meses. Analicemos pues estos detalles, y como Jesús se apega a la agenda de Dios para su vida.

ENFOCADOS EN LA AGENDA DE DIOS

I-                    El Propósito.

Jesús tiene en claro el PROPOSITO de su vida. ¿Qué es lo que Dios quiere de mi? Esa pregunta la hizo el apóstol Pablo, cuando Cristo se le apareció para confrontarle (Hechos). Nuestras circunstancias personales y los principios espirituales nos dan una fuerte orientación al respecto. Que es lo que Dios me ha dado?, cuales son mis recursos? Dones? En la parábola de los Talentos vemos como Dios no nos da a todos lo mismo, ni espera por lo tanto cuantitativamente lo mismo.

En segundo lugar, nos preguntamos: ¿el tener esta vocación, o este deseo de realizar algo pone en riesgo el cumplimiento de los principios generales que conocemos de la Palabra de Dios?

Dos filtros nos ayudan: Los recursos que Dios nos ha dado (p/ej. Parábola de los Talentos) y los principios espirituales “Generales”

El propósito de Dios para mi, tiene “tres hermanos”, están emparentados, parecen lo mismo pero no lo son. Ellos son: EL LLAMADO, LA OBEDIENCIA Y LA ENTREGA. Lo ejemplifico con la vocación de algunos cristianos de ir a predicar como misioneros en otra cultura. Todos debemos OBEDECER la “Gran comisión”, simultáneamente involucrarnos en la extensión del Evangelio. Sin embargo, algunos son LLAMADOS a esta labor, es decir Dios los ha apartado para esto, como lo hizo con el Apóstol Pablo y Bernabé (Hechos 13:). Pero para que estos vayan deben entregar a Dios sus vidas, poniendo por sobre toda  otro deseo personal (validos como formar un hogar, procurarse estabilidad económica, etc).

¿Cuál de estos tres es el “hermano mayor”?

Cada uno de nosotros debe tomar su cruz y seguir a Jesús. Para Jesús, su propósito era llegar a su crucifixión, pero no anticipadamente. De ir con la multitud, o con sus hermanos y sus ansias políticas, podría prematuramente provocar su crucifixión. JESÚS EVITO LOS RIESGOS, SIN APARTARSE DE LA AGENDA DE DIOS PARA EL. Más tarde luego invariablemente camino hacia el Gólgota.

II-                  El valor de lo privado.

Los hermanos de Jesús, deseaban que él se mostrase mas públicamente, creían que era importante, que Jesús cumpliera sus expectativas de un mesías político, como pensaban todos en aquellos días. Al fin y al cabo era en Jerusalén, donde se encontraba el centro político religioso, y era esta convocatoria de la Fiesta de los Tabernáculos una gran oportunidad por la gran concurrencia PÚBLICA. Pero esto no tentó al Señor. El mismo había enseñado que las cosas buenas, son aun mejores cuando las practicamos en privado. Este es el denominador común, de sus enseñanzas, en el sermón del monte, al hablar de la oración, las ofrendas y  la ayuda social (dar limosnas). Ver. S. Mateo 6.

III-                El valor de lo pequeño.

En sintonía con lo anterior, Jesús toma un pequeña decisión, no salir junto con sus hermanos. Es un momento, un instante, donde puede verse tentado por complacer a sus hermanos, ir con una multitud (ya había soportado la tentación de que lo hicieran Rey recientemente en Juan 6:6), o tener tal vez una entrada triunfal anticipada.

Nuestra vida se compone de miles de momentos en que tenemos que decidir y tomar resoluciones para mantenernos en la Voluntad de Dios.

A veces pensando en las grandes decisiones de la vida, o en grandes cambios que tenemos que hacer subestimamos el valor de lo pequeño.

El programa “Misión Carácter” y “Misión Antivirus” (destinados a infundir valores del Reino de Dios) llama a realizar en nuestras vidas cambios “RIDICULAMENTE PEQUEÑOS”.

Paul Tripp: “La obra de Dios en ti es un proceso, no es un evento, esta obra progresa no a través de tres o cuatro momentos trascendentes en tu vida, sino a través de diez mil pequeños momentos de cambio”.

John White, nos señala en su libro “Lideres y Siervos”, cuando el pueblo reconstruía las murallas según nos cuenta el libro de Nehemías, debieron detenerse para REMOVER LOS ESCOMBROS… ocuparse de lo descartado por el trabajo de otros. Señala que aun la tarea más despreciada, cobra valor y significado cuando lo hacemos con EXCELENCIA y PARA EL SEÑOR.

IV-               En el tiempo asignado por Dios. Presente Preciso.

Jesús dice que no era su tiempo, esta expresión usada en varias ocasiones, aquí tiene la particularidad de que es la única en la se usa en el texto original la palabra KAIROS en el texto griego original. En otras oportunidades la palabra que se usa es hora, que significa no el tiempo, pero… “Kairos”  apunta a una oportunidad, quiere decir el mejor momento, la oportunidad más adecuada para hacer algo, significa ese momento en que hay que aprovechar la oportunidad más adecuada para hacer algo;… “significa lo que solemos denominar el momento psicológico; significa ese momento en que hay que aprovechar la oportunidad que estaba esperando. Eso explica porque Jesús va más tarde a Jerusalén” Comenta Willian Barclay.

Los tiempos de Dios no son nuestros tiempos. Debemos entendernos a nosotros mismos en el tiempo que estamos viviendo y llevar una vida coherente con nuestro llamamiento “supremo” Fil. 3:14. Para los incrédulos que no tienen este compromiso, lo que hagan es indiferente, como era para los hermanos de Jesús ir en cualquier momento. Lo que es intrascendente en la vida de otros, puede que en la nuestra sea desobediencia, falta de entrega o incumplimiento.

Finalmente se plantea nuevamente, quien es Cristo. La opinión de la gente, era incorrecta, Jesús no era “bueno”, ni un “engañador”. Él era el Hijo de Dios, centro su tiempo como hombre en cumplir el propósito por el cual había venido a morir en una cruz para perdonar los pecados de toda la humanidad de una vez y para siempre (Hebreos 10:12).

Nosotros debemos vivir en la “Agenda de Dios”, tenemos un “Supremo llamamiento a hacerlo” valorando lo privado y pequeño, aceptando el momento presente en que el Señor nos pone, “floreciendo para Dios, donde él nos a sembrado” y de la forma en que él lo ha hecho.

 

Bibliografía: John Mac Arthur  “Comentario MacArthur del Nuevo Testamento. Juan” Ed. Portavoz.  Luis Palau “Comentario Bíblico del Nuevo Continente” San Juan. Ed. Unilit. Wiliam Barclay. Comentario Bíblico “San Juan” Ed.“Ediciones la Aurora”.  John White. “Líderes y Siervos” Ed. Certeza.

Recursos en WEB:  https://es.wikipedia.org  (consulta p/ej.: Fiestas Judías). Sugel Michelen  “Tu pues, cuando de limosna” http://www.sermonaudio.com. Concordancia Bíblica:  http://miconcordancia.com/index.php.  Definición de palabras y sinónimos: http://www.wordreference.com/es  y  http://www.rae.es


print
  Comentarios

Sin comentarios.

Sólo usuarios registrados en el sitio pueden ingresar comentarios. Si Usted aún no se encuentra registrado puede hacerlo ahora haciendo click aquí.

Iglesia Jesucristo Rey - Dean Funes 1080 - Córdoba - (5000) - Argentina - Tel. +54 (351) 422-0865